Si eres un jugador que recién empieza con este fantástico juego, déjanos aconsejarte un poco con estos consejos iniciales que harán mejorar mucho más tu jugabilidad. Estamos seguros que te ayudarán a la hora de crear tu personaje, tu pandilla y a completar las misiones con facilidad.

Primero vayamos a lo realmente importante, la creación del personaje.

Creando el personaje en Sea of Thieves

Para empezar bien a construir tu personaje, debes saber que todos ellos tienen en común una aparencia similar a los piratas que existieron en épocas pasadas, te podrás encontrar al mítico Barbanegra o Davy Jones. Nosotros lo que podremos personalizar el el pelo, la estructura facial, el tamaño del personaje y algunas apariencias físicas más.

Existen 8 patrones comunes a la hora de crear personajes, lo que podrás modificar su apariencia como ya hemos comentado. También debes saber que con las monedas del juego podrás adquirir nuevos accesorios para complementar tu personaje o simplemente cambiando la ropa con el vestidor.

Otro aspecto bastante a tener en cuenta es que cuando creas tu personaje la apariencia física del personaje no podrás cambiarla a menos que la borres, por lo que si decides por una cara en concreto, que sea la que más te guste.

No importa si eliges un pirata más pesado o menos, lo único importante es que te guste el resultado. Los accesorios visuales tampoco realizarán ningún cambio significativo dentro del juego.

Seleccionando la tripulación

Lo realmente importante de Sea of Thieves es la cooperación y comunicación que exista entre los jugadores para afrontar las pantallas. Cada pirata podrá elegir su función dentro del barco.

Existen varias configuraciones para jugar:

  • Un galeón de 4 personas
  • Galeón de 3 jugadores
  • Galéon de 2 jugadores
  • Jugador solitario

En caso de que decidas jugar con más gente, te recomendamos que tengas tu micrófono activado y te pongas en total comunicación con tu equipo.

Barcos y navegación

En el juego hay dos tipos de barcos que usan los piratas para navegar, estos son los: Galeones y los barcos de vela o Sloops.

Los Sloops son muy efectivos por la velocidad y la capacidad de maniobrar, por lo que son perfectas para pequeñas tripulaciones, al poder un solo jugador hacer varias cosas a la vez rápidamente. Eso sí, tiene menos protección y menor capacidad de carga. Este tipo de barcos son muy rápidos tanto en contra o favor del viento.

En cambio el Galeón destaca por ser mucho más equipable y defendible, pero un poco más lento respecto a los Sloops.

Los mercaderes

Las misiones y viajes que quieras realizar los deberás comprar por oro en una de las tres facciones que existen en los puestos avanzados. Cada jugador puede tener hasta tres misiones acumuladas de una facción. Obviamente las misiones iniciales son totalmente gratuitas y cada vez que vayas realizando más y más misiones ganarás reputación con tu Facción. Eso sí, las misiones cada vez serán mucho más difíciles con lo que tendrás que comunicarte muy bien con tu equipo para conseguir los objetivos.

Empezando a navegar

Para empezar a navegar con nuestro navío es muy fácil. Deberás ir al muelle dentro del puesto avanzado e interactuar con las escaleras para subir a bordo del galeón. Una vez aquí deberás seleccionar el destino elegido por la tripulación. Con levantar el Ancla empezará toda la aventura como si fuera un barco real, deberás comandar las velas y el timón para poder llegar a tu destino. Interactúa con el viento para aumentar la velocidad del navío.

Si te estrellas con otros objetos, hay una gran probabilidad de que el barco pueda hundirse, junto con todo lo que has capturado y recogido, por lo que la misión habrá sido un fracaso. La mejor forma de mantener el barco sano y salvo es vigilando los posibles choques del barco con piedras, u otros objetos del mar.

Por suerte si el barco se estrella podrás tener la opción de volver a tu puesto de Avanzada.

Guía básica para jugar a Sea of Thieves
Puntúa este artículo
Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*